martes, 11 de julio de 2017

Vivo mejor que quiero

Ahora que el dinero y parte de la salud no son problema, me siento como aquel a quien quitan todas las preocupaciones de encima.

Me he quedado solo, en el sentido que no tengo que luchar contra nada ni contra nadie. Así que el único enemigo soy yo mismo.

En estos meses de poner a prueba El Secreto, soy más feliz, más comunicativo, más abierto, y con una autoestima a prueba de bombas.

Ya que no pido solo cosas físicas. Recibo muchas bendiciones.

Puede que parezca que he abandonado la dieta y el gimnasio, pero no es así. Ya que no lo comento en este diario.

Mañana es una prueba de fuego, voy a aumentar en 20 minutos mi sesión de gimnasio. Aparte de la natación, bicicleta y elíptica. 

Hubo un tiempo en que estaba muy puesto y todos los días hacía gran cantidad de ejercicio. Conforme avanzan los años mis metas no son para que me vean saludable y apetecible.

Ahora es por salud, y por mi corazón y mi hígado. 

Así que mañana contaré como me ha ido.

Vibrar, sentir, con el Universo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario